Page 22

Energetica_179

ACTUALIDAD MOVILIDAD SOSTENIBLE Iberdrola instalará 200 estaciones de recarga en España Iberdrola ha iniciado el despliegue de la mayor red de estaciones de recarga rápida para vehículos eléctricos en las principales autovías y corredores de España. Con una inversión superior a 10 millones de euros, eliminará las barreras actuales de la movilidad sostenible interurbana y permitirá recorrer España de punta a punta con un vehículo eléctrico. La eléctrica instalará, en poco más de un año, más de 200 estaciones de recarga rápida, súper rápida y ultra rápida (50kW, 150kW y 350kW), al menos una cada 100 km en las principales vías, lo que supone duplicar la red nacional actual. El plan de despliegue cubrirá las 6 radiales y los 3 principales corredores transversales -Mediterráneo, Cantábrico y Ruta de la Plata-, y llegará a todas las capitales de provincia, así como a espacios de acceso público en las principales ciudades. Las estaciones de recarga contarán con potencias de 50kW (rápida), 150kW (súper rápida) y 350kW (ultra rápida), lo que permitirá recargar la mayor parte de la batería entre 20 y 30 minutos y, en el caso de la recarga ultra rápida, entre 5 y 10 minutos, siempre que el coche lo permita. En cada estación se podrán cargar entre 2 y 7 vehículos a la vez, lo que eleva el número de tomas de recarga rápida a más de 400 en toda la red. Innovador sistema de carga ultrarrápida basado en tecnología de refrigeración líquida ITT (a través de su marca Cannon) ha presentado recientemente una nueva solución de carga de alta potencia enfriada por la novedosa tecnología de Fluidos 3M Novec. La solución de carga ultra-rápida Cooled de Cannon está formada por un conector, cable y unidad de refrigeración que, gracias a las propiedades refrigerantes de Novec, permite cargar a un nivel de 500 A a 1.000 V, es decir, el equivalente a un recorrido de 100 kilómetros, en menos de cinco minutos. Los fluidos especiales Novec han sido desarrollados por 3M para ofrecer un excelente rendimiento en muchas aplicaciones de transferencia de calor, sin comprometer la seguridad del trabajador o la sostenibilidad ambiental. Dieléctricos y no inflamables, son la alternativa más avanzada a los fluidos de refrigeración tradicionales, como los aceites minerales y el agua glicol, que se pueden usar para enfriar los cables de carga de los vehículos eléctricos. Es importante destacar que, mediante esta tecnología, la refrigeración tiene lugar en el conector en sí mismo, no solamente en el cable. El refrigerante fluye a través del cable (lo que permite un diámetro muy pequeño) y luego enfría los contactos para controlar la temperatura en la conexión. Esto permite que la solución de carga Cooled mantenga un perfil de temperatura único. Cuando se carga a máxima potencia, la zona con la temperatura más baja en todo el proceso es el contacto entre el automóvil y el conector. Como el enfriamiento es interno al conector, el calor se disipa muy rápidamente ya que el refrigerante pasa de la unidad de refrigeración al cable y al conector, y viceversa. Cepsa se alía con Ionity para instalar cargadores ultrarrápidos en España y Portugal Cepsa ha firmado un acuerdo de colaboración con Ionity, la red de carga europea de alto rendimiento impulsada por el Grupo BMW, Daimler AG, Ford, Volkswagen, incluyendo Audi y Porsche, para la instalación de puntos de recarga eléctrica en sus Estaciones de Servicio en España y Portugal. Fruto de esta colaboración, Ionity instalará hasta 100 puntos de recarga ultrarrápida en Estaciones de Servicio de la energética. Por su parte, Cepsa será la encargada de identificar las Estaciones en las que pueden implantarse estos puntos y proveer de electricidad a estas instalaciones, que será 100% de origen renovable. Los primeros puntos de carga está previsto que entren en funcionamiento a principios de 2019. La red Ionity se centra en la carga ultrarrápida a lo largo de los corredores europeos. Sus dispositivos son compatibles con la mayoría de vehículos eléctricos, al utilizar el estándar combinado europeo (CCS), con una capacidad de 350kW, y un tiempo siete veces más rápido comparado con un cargador habitual (50kW). De esta manera, los conductores de vehículos eléctricos pueden recorrer largas distancias sin que el tiempo de carga suponga un extra en su viaje. 22 energética XXI · 179 · SEP18


Energetica_179
To see the actual publication please follow the link above