Pagina principal › Artículos y Entrevistas Online › Hidrógeno y pilas de combustible

Hacia un mercado real para las tecnologías del hidrógeno y pilas de combustible

Carlos Fúnez Guerra, Responsable de la Unidad de Innovación Abierta del Centro Nacional del

En septiembre de 2018, se presentó oficialmente el informe de conclusiones del estudio de las regiones y ciudades promovido por la Fuel Cell Hydrogen and Joint Undertaking (FCH-JU), en el que se cuantifica el potencial mercado existente hasta el año 2030 en las 89 regiones europeas que han participado en la propuesta. Las principales conclusiones de este estudio son las siguientes:

  • Las regiones y ciudades participantes en la iniciativa tienen interés en poner en funcionamiento hasta el año 2030, un total de 436 trenes, 3.541 autobuses, 35.864 camiones pesados, 211.464 coches, 23.460 furgonetas de reparto, 560 camiones de basura y 73 barcos funcionando con hidrógeno como combustible y usando pila de combustible y batería como sistema de tracción principal.
  • Para poder suministrar hidrógeno a los vehículos comentados anteriormente, se tiene interés en poner en funcionamiento hasta el año 2030, de un total de 907 hidrogeneras.
  • Las hidrogeneras comentadas anteriormente serían alimentadas por hasta un total de 187 plantas de electrolisis alimentadas todas ellas mediante energías renovables.
  • Adicionalmente, las regiones y ciudades están dispuestas a desarrollar proyectos en el corto y medio plazo con una inversión total de 1.849,3 millones de euros, distribuida dicha cantidad en un total de 36 proyectos relacionados con hidrógeno como combustible alternativo. De los 1.849,3 millones de euros a invertir en los 36 proyectos definidos por las regiones y ciudades participantes, 99,9 millones de euros distribuidos en 5 proyectos se van a realizar con total seguridad y 1.131,4 millones de euros distribuidos en 18 proyectos que tienen una elevada probabilidad de ejecutarse, lo que implica un volumen de mercado certero considerable.
  • Si se distribuye Europa en diferentes zonas, de acuerdo con la figura 1, se puede observar que en España e Italia se van a invertir en los próximos años 167,8 millones de euros en 5 regiones y ciudades.
  • Referente a la fuente de financiación, las regiones y ciudades que van a implementar los 36 proyectos por un valor total de 1.849,3 millones de euros, trabajan con esquemas mixtos de financiación, tal y como se puede observar en la figura 2, donde la mayor parte de los fondos necesarios provendrán de proyectos europeos, fondos regionales y fondos privados.

Todo lo anteriormente comentado, pone de relieve que existe un interés real por parte de los usuarios finales como son las regiones y ciudades y que existe un potencial de mercado cuantificado, que permitirá que se generen volúmenes suficientes para poder introducir líneas de producción automáticas que hagan reducir los actuales costes.

Figura 1: Distribución de la futura inversión en proyectos relacionados con hidrógeno y pilas de combustible por clústeres de países cercanos, en millones de euros. Fuente: Roland Berguer.

Figura 2: Financiación de proyectos prevista en cada categoría y proporción del volumen total de inversión. Fuente: Roland Berguer.

Otro hecho que merece la pena ser destacado es que el pasado septiembre comenzó a funcionar el primer tren regional eléctrico de pila de combustible en servicio regular con pasajeros. En concreto ha sido el tren Coradia Ilint desarrollado por Alstom, que con una potencia de pila de combustible de 400 kW y 200 kg de hidrógeno a 350 bar de presión es capaz de circular a una velocidad máxima de 140 km/h con una autonomía de 800 km (Figura 3). El uso de hidrógeno en este tipo de trenes que circulan por vías no electrificadas es una alternativa viable, respetuosa con el medioambiente y económicamente preferible a la implantación de catenarias. España dispone de aproximadamente un 40% de las líneas ferroviarias sin electrificar, con lo que el impacto del uso de trenes regionales de hidrógeno puede ser elevado. A modo de ejemplo, si España dispusiera de 20 de estos trenes, consumiría al día 4.000 kg de hidrógeno, lo que supondría suministrar durante 24 horas al día 10 MW de electricidad, permitiendo una mayor penetración de las energías renovables, no sólo para generar electricidad, sino para producir hidrógeno como combustible alternativo.

Figura 3: Elementos principales del tren regional Coradia Ilint alimentado por hidrógeno. Fuente: ALSTOM

 

Debido a la aparición del sector ferroviario como una aplicación prometedora para el uso de hidrógeno como combustible, la FCH-JU, junto con Shift2Rail (S2R), publicaron una licitación que se adjudicó a mediados de año a la consultora Roland Berguer, para realizar un estudio a nivel europeo del uso de hidrógeno como combustible en el sector ferroviario. Dentro de este estudio que terminará a finales de este año, se esta analizando la viabilidad técnica y económica del uso del hidrógeno como combustible en trenes regionales, trenes de mercancías y locomotoras de maniobra, así como las barreras técnicas y administrativas existentes y las políticas que se deben de implementar para que el hidrógeno como combustible en el sector ferroviario sea una realidad en el corto plazo.

En los últimos meses, el Hydrogen Council o Consejo del Hidrógeno ha sumado ocho empresas al grupo de miembros directivos (Airbus, Air Products, Cummins, EDF, Johnson Matthey, Kogas, Sinopec y Thyssenkrupp), junto con seis nuevas empresas que se unen al grupo de apoyo (AFC Energy, Mitsubishi Heavy Industries, Ltd., Re-Fire Technology, Sumitomo Mitsui Banking Corporation, Sumitomo Corporation y Southern California Gas) y además, Faurecia ha pasado de ser miembro de apoyo a miembro directivo.

Como resultado, el Consejo del Hidrógeno reúne ahora a un impresionante grupo de 53 empresas líderes, que representan 3,8 millones de puestos de trabajo y 1,8 trillones de euros en ingresos en 11 países diferentes. El tamaño del grupo se ha cuadruplicado desde su lanzamiento en el Foro Económico Mundial de Davos hace apenas 2 años. Esta rápida expansión, con actores influyentes que entran desde diferentes puntos geográficos y diferentes aspectos de la cadena de valor del hidrógeno, refleja el creciente interés en el despliegue global del hidrógeno.

La Iniciativa del Hidrógeno
El pasado 17 de septiembre, la Asociación Española del Hidrógeno, el Centro Nacional del Hidrógeno, Ariema Energía y Medioambiente, la Fundación Hidrógeno de Aragón, Clantech, H2B2 y el Ciemat se adhirieron a de la Iniciativa del Hidrógeno (“Hydrogen Initiative”). La iniciativa ha sido firmada por más de 70 entidades de diferentes países europeos. A raíz de esta iniciativa, las entidades firmantes se comprometen a esforzarse en maximizar sinergias a través de la cooperación regional y multilateral, mediante el intercambio de conocimientos tecnológicos, datos, resultados y mejores prácticas, para así acelerar el crecimiento e integración de las energías renovables en el mercado energético.

El foco principal a nivel tecnológico es el uso del hidrógeno como elemento clave para descarbonizar la economía y garantizar un suministro energético seguro, competitivo, disponible y sostenible para la energía, utilizando el hidrogeno elemento que flexibilice la penetración de las energías renovables, como sistema de almacenamiento de energía a corto y largo plazo, para la inyección directa en la red de gas, conversión de hidrógeno en metano renovable, uso industrial y transporte y movilidad.

A nivel nacional, grandes empresas como es el caso de Enagas y Redexis Gas se están introduciendo en el mercado del hidrógeno y las pilas de combustible, como corrobora la creación de una nueva empresa llamada H2Gas, cuyo objetivo será el desarrollo tecnológico y la promoción de infraestructuras de producción y transporte de hidrógeno generado a partir de energías renovables.

Otro hecho relevante que ha sucedido durante el último cuarto del año 2018 ha sido la compra de la empresa polaca Solaris Bus por parte del Grupo Construcciones y Auxiliares de Ferrocarriles (CAF), lo que supone tener un fabricante de autobuses de hidrógeno a nivel nacional. Solaris es una de las 6 empresas que fabrican autobuses de hidrógeno (VDL, VAN Hool, Wright Bus, Alexander Dennis y Safra) con una experiencia previa importante en las tecnologías del hidrógeno y las pilas de combustible aplicadas a movilidad. La experiencia de Solaris Bus junto con la experiencia de Vectia, va a facilitar la existencia y la disponibilidad a nivel nacional, de un abanico importante de autobuses de combustibles alternativos, donde el hidrógeno va a estar presente.

 

Artículos sobre hidrógeno y pilas de combustible | 10 de enero de 2019

Próximos eventos

 

Últimas entrevistas
Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte publicidad personalizada a través del análisis de tu navegación, conforme a nuestra Política de cookies.
Si continúas navegando, aceptas su uso.


Más información
 energetica21.com - Revista de generación de Energía y Eficiencia Energética  

Política de privacidad | Cookies | Aviso legal | Información adicional